Registrate

Al crear tu cuenta podrás comentar sobre los contenidos que te interesan, opinar sobre nuestros productos y muchos beneficios más.

Crear una cuenta Todos los campos son obligatorios

Ingresa

Conéctate con Facebook o usa tu e-mail y contraseña para iniciar sesión.

Recuerda tu contraseña

¿Olvidaste tu contraseña?

Ingresa tu dirección de e-mail y te enviaremos una nueva contraseña a tu correo

EL DESAFÍO DE LA MATERNIDAD

Ser madre es un reto diario que dura por siempre. Conoce las experiencias de estas madres.

'Madre hay una sola'. Y por eso mismo que cada mamá se esfuerza día a día por brindarles a sus hijos lo mejor de sí, porque saben que detrás del cuidado y la entrega hacia ellos, tendrán la mejor de las gratificaciones: formar seres humanos integrales con un profundo amor a sus madres.

El Desafio De La Maternidad 1

Seguramente al igual que yo sabes qué significa ser madre, ese sentimiento visceral que se despierta en nosotras al momento de parir y que no se termina jamás. Claro que no todas somos iguales, y habemos celosas, sobreprotectoras, liberales, desordenadas, militares, amigas, permisivas, estrictas, gritonas, suavecitas, graves, relajadas. Pero todas somos mamás y expresamos nuestros cuidados de diferentes maneras, vivimos la maternidad cada una a su estilo.

Y así mismo sabemos las renuncias a lo largo de la vida que debemos hacer por ellos, que van desde en ocasiones dejar la profesión hasta no poder ir más al gimnasio, nunca más dormir hasta las 12 del medio día ni tampoco poder disponer de un fin de semana a tu antojo.

Para Almudena (española, mamá de tres hijos) "Toda la dedicación ha valido la pena viendo que los niños están creciendo sanos y ordenados. Nunca ha sido un esfuerzo despertarme por las noches o acunarles en brazos si ellos lo necesitan, y así mis hijos y yo somos felices."

Y un tema clave es lo que ellos -nuestros hijos- necesitan. Porque en la sociedad actual el ser mamá se ha transformado en un mero trámite: quedar embarazada, dar a luz y luego a las manos de una sala cuna, niñera o familiar. Y no es lo que tu hijo necesita. Ellos, por lo menos los primeros años deben ser criados (estar la mayor parte del día) por sus madres.

El Desafio De La Maternidad 2

El ser mamá en todo su esplendor, requiere de dedicaciones absolutas al principio hasta derivar en ayudas de vez en cuando al ir los hijos creciendo. Jamás dejarás de ser madre, y claro que te ahogarás en ciertos momentos, pero como todo en la vida, tarde o temprano volverás a tener tus tiempos y espacios olvidados por la maternidad.

Suelena (brasileña, mamá de tres hijos) dice "Siento el amor más bonito e incondicional que he tenido. No hay sentimiento más grande y puro como el de una madre a su hijo."

El amar a nuestros niños también incluye deberes tales como criarlos con buenos ejemplos, enseñarles y profesarles valores, ponerles límites, y así mismo dejar que ellos solos se desenvuelvan en la vida, con estas mismas herramientas que les vamos regalando.

No se puede pretender dejar al niño a merced de una niñera o jardín infantil todo el día y después asombrarnos porque a nuestro hijo le va mal en el colegio, es desobediente y practica el bullyng con sus compañeros.

El Desafio De La Maternidad 3

De igual manera, Cristina (31 años, médico y en la espera de su primer hijo) señala que el desafío que ella advierte es "Iniciar esta nueva tarea de la mejor manera, que todo lo que he aprendido en estos años de carrera me sirva para ser una buena mamá, para poder criar a una persona integral y sobretodo, feliz. Ser justa, comprensiva, compañera y entregar las herramientas para una vida plena."

No hay premio sin esfuerzo, y esto queda plasmado en lo que las madres debemos brindar desinteresadamente a cada hijo por igual para que al pasar los años veamos frente a nosotras a adultos hechos y derechos. Ahí es cuando una sonrisa de satisfacción inundará nuestro rostro.

Y bueno, ser mamá es un regalo y a los regalos hay que cuidarlos. Nadie dijo que sería fácil y el camino es largo e incierto, pero es como la vida misma: y vale la pena vivirlo.

Mariana (argentina, mamá de tres hijos) "la mejor gratificación de ser mamá es cuando se despiertan y lo primero que dicen es Mamáááá."